domingo, 16 de diciembre de 2007

SHOPPING

Voy a procurar no exagerar, ser comedida en mis juicios procurando dejar las cosas en su justa medida.

Cuando yo era pequeña, la cosa funcionaba así:

Llamaban a la puerta y la voz de mi madre con pregunta y mandato a la vez. "Abre, ¿quien es? Mi contestación: " La leche". Regruñicio al canto.- "No se dice la leche, se dice Ramón y como mínimo el lechero"

Cincuenta años después se ha repetido el hecho con mis hijos. "¿Quien es?”.-"La basura".

Mismo regruñicio y misma frase:"No se dice la basura. Es Teresa, que viene a recoger la basura.

Habrá que pensar que este comportamiento está grabado en los genes. Seguramente con letra pequeña pero sin duda está grabado

.

Hoy ya no hay lecheros de los de repartir y ya muy poquitos porteros. Los que quedan son metálicos, están llenos de botones y sólo sirven para decir:" Abre. Soy yo”. Contestación sin riesgo. Con esto no te equivocas nunca.

Hay otra voz, que debe estar grabada, porque se oye todos los días a la misma hora: Carterooooo”. Como movimiento reflejo tú siempre piensas. “¿Y por qué tiene que llamar siempre a mi piso? ¿No hay otros vecinos? Esto lo dices siempre refunfuñando

Pero yo quería hablar de compras. Ahora ya no hay ese servicio en el que traían una sola cosita a casa. Ahora tienes que comprar un mínimo de tropecientos euros, dar tu número del D.N.I. y ya saben quien eres, donde vives, cual es tu número de teléfono y si mi apuras tu número de zapato.

Te ficharon el primer día que hiciste un pedido y ya no te escapas

.

Ahora ya no se puede mandar a un crío a comprar algo sin un libro de instrucciones.

Ramón traía la leche, se medía, se pagaba se cocía y se tomaba.

Hoy tienes que decir si la quieres con calcio. Pasteurizada., con omega, envasada al vacío, con vitaminas A.B C ó solo con A D. En brick. De vaca alimentada en pastos asturianos. De vaca Belga o sin especificar, vaca europea. Procesada mecánicamente. Sin colorante. Con conservantes. De vaca virgen. En botella de plástico .Con tratamiento para evitar su descomposición con la luz .Natural. Regional.

..

Esto solamente de la leche de vaca

El salir de compras hoy en día, no penséis que es tan fácil. Por lo menos para mí no lo es

.

Lo digo porque, el otro día, fui a comprar una grapadora. Tuve que esperar mi turno y esto es lo que oía:

La antena la tengo enchufada en el G.P.S. pero quiero retransmisión alternativa al CD reproductor para intercambiar datos con el cable axional del monitor principal y poder reproducirlos en textos anejos.. … Más o menos era así. (Yo solamente había entendido la palabra antena)...

El siguiente turno, una chica jovencita, muy mona, con su ombligo al aire como es de rigor y con un problema en su móvil. Y…

“ Es que la imagen está transfigurada con el objetivo y no puedo recibir el mensaje continuo al mismo tiempo que capto imagen real. Mi amigo Alex (ya nadie se llama Antonio) tiene una reproductora – emisora de última generación que guarda en su buzón la imagen diferida del bloque inicial.(Más o menos)

Pero señor, ¿De qué están hablando? ¿Qué quieren comprar?

Yo estaba atenta para ver lo que les daban.

A la chica nada. Tendría que preguntarle de nuevo a su amigo Alex. Al chico, una caja pequeñita por la que tuvo que pagar novecientas pesetas. Lo sém porque mientras esperaba ,me entretuve haciendo la cuenta y pasarlo a pesetas, que es como yo sé si una cosa es cara. Y siempre lo es.

En mi turno, a mi me daba vergüenza pedir una grapadora. Una cosa tan simple, tan antigua. Tenía miedo a que me preguntaran : ¿Una qué?. Igual las grapadoras ya no existen.

Lo cierto es que hubo momentos en que me sentía desplazada en esa tienda Tuve dudas de si estaba en España preguntándome:”¿Por qué no entiendo de qué están hablando? Y mirando a mi alrededor, muchos nombres, muchos carteles en Inglés y en Japonés El susto se iba apoderando de mi y me decía: “¿Y si me preguntan algo que yo no sé contestar?

A partir de ahora he cogido al toro por los cuernos, metafóricamente hablando, y ya tengo la solución a este problema. Cuando entre en una tienda en la que pueda tener conflictos, decir sin más: “Por favor, a mi háblame en términos que yo entienda. Ten en cuenta que tengo muchos años y de todo esto nuevo no entiendo casi nada”. Y punto

.

En general, la gente joven es muy amable y te ayuda. Además les da mucho gusto saber más que nosotros y podernos ayudar.

El tópico de la experiencia, el saber más que los jóvenes, eso se ha pasado de moda. La gente joven domina la tecnología punta y la que no es punta. La roma

A los mayores no nos queda mas que mirarlos asombrados y pensar: ¡A qué grado de conocimientos hemos llegado! ¡Lo que hemos conseguido!.

Lo decimos en plural y así ya estamos integrados.

A pesar de todo esto, la experiencia sigue siendo muy valiosa, aunque no te sirva para comprar los artiilugios que se venden hoy en día.

1 comentario:

Glora dijo...

Cuánta razón tienes Ysabel!
Yo tampoco entiendo nada... no sé para qué son esos aparatos que vienen en los catálogos que dejan por debajo de la puerta... por cierto, la gente que los reparte tiene tantas ganas de quitárselos de encima que los entrega de diez en diez...
Un beso.