jueves, 23 de agosto de 2007

IGUAL ES QUE NO ENTIENDO...

Política es gobernar los pueblos y conservar el orden y las buenas costumbres. Julio Casares dixit.

Yo también lo he entendido siempre así. Será por eso que se llaman gobernadores a los que gobiernan y presidentes a los que presiden. Más claro no puede estar, lo diga quien lo diga
.
Y gobernar es mandar con autoridad o regir una cosa. Es también componer, arreglar y reparar.

De reprochar no se dice nada. El " más eres tú por si acaso" no entra, no debe entrar en las funciones políticas. El "¿Ves como lo hiciste mal tú también? Nunca para los hombres con responsabilidades
.
Estas actitudes se quedan para los jóvenes sin formación o incluso para los estudiantes. Esto se puede usar desde párvulos, hasta tener aprobada la selectividad.

En la Universidad, en los primeros años de carrera, queda feísimo echarse en cara errores o meteduras de pata. No es de gente responsable, madura. Es de pazguatos, inmaduros, atontolinados
.
Regir es poner orden. Gobernar es conducir al pueblo de forma que la sociedad al completo, todos los miembros, mejoren su calidad de vida. Ítem más. Que se sientan seguros y protegidos
.
Añadimos que se haga justicia, en el sentido más amplio de la palabra. Para todos igual. Sin privilegios .Sin dejar ese resquicio por donde se escapan los que tienen dinero. Los que tienen poder
.
Gobernar es intentar mejorar las condiciones de vida de los que tienen menos.

Todo esto y muchas cosas más, que todos sabemos y queremos, es lo que deseamos oír en boca de nuestros políticos
.
Nos gusta oír hablar de proyectos realizables, no de utopías. Nos encanta saber de buenos resultados de gestión. Cifras, Hechos. Realidades. Estas deberían ser siempre sus palabras.

Nos irrita sobre manera ver a los políticos tirarse los trastos a la cabeza. Defender lo indefendible. No reconocer jamás sus errores .No tener opinión propia. Borreguear con las ideas del partido, sin salirse del tiesto. Opinar de lo establecido de antemano, sin criterio propio. Nos aburre tanta incompetencia, tanta pérdida de tiempo en tonterías y nimiedades. Nos humilla hacer el ridículo con actuaciones grotescas y a la vista del mundo entero.
.
Lo que queremos es que se nos tenga por una nación culta. Una nación que progresa. Una España en la que puedas sentirte seguro y en la que unos hombres honestos responsables e inteligentes rigen nuestros destinos.

Los tiempos del rojo y el azul...Los tiempos de la derecha y la izquierda, a mi entender, se están pasando de moda. Hoy, la mayoría de los españoles, lo que queremos es un gobierno eficiente.
La política de partidos, no hace más que amparar a un montón de gente que esconde su medianía al amparo de unas siglas que les protege
.
Yo espero, y hay que darse prisa porque tengo ya muchos años, un tiempo en el que, el gobierno, en la alcaldía, en cualquier puesto de responsabilidad, esté un hombre o una mujer valioso que nos saque las castañas del fuego. Que ni siquiera nos importe cual es su partido político y que nos haga sentirnos a gusto con sus mandatos. Que nos haga fácil obedecer sus órdenes porque serán justas y beneficiosas para todos por igual.

Un hombre o una mujer que no pierda el tiempo en reproches. Que no quiera sacar de cada situación en la vida, de cada hecho normal y cotidiano, como son las desgracias, los desastres o los errores, beneficio político.

En una palabra: Hombres y mujeres al frente de sus responsabilidades y que sepan gobernar con integridad, con dedicación, con criterios y opiniones propias y con entusiasmo.

En fin .Gente que cuando eligieron el camino de la política tendrían que saber que:; Política es gobernar y conservar el orden y las buenas costumbres.

Lo dijo Casares. Yo solamente lo transcribo.

2 comentarios:

Mª Gemma dijo...

Lo que dijo Casares también lo quiero ver yo, pero la esperanza en los políticos la tengo un poco perdida.
Conozco algún joven que se ha metido en política, en partidos pequeños, no conocidos más que en mi pueblo, que si algún día llegan a la alcaldía y no se corrompen, entonces igual ven mis ojos eso que dice Casares y que tú transcribes.

benito_reyes_vega dijo...

Gobernar es un muy difícil arte. La política lo es.

Gobernar -que yo prefiero decir y escribir: administrar la cosa pública- es complejo porque la vida y las sociedades humanas lo son. La vida -la naturaleza madre- es constante cambio... un orden en constante desorden... Caos con apariencia de orden.

Variados son los motivos para la mala política. La falta de honestidad... uno importante. La carencia de formación o preparación ... otro. El sentido común -o su falta-... Criterios de equidad... para la justicia imprescindibles.

Luego está la cosa "recursos" -dineros- Eso es principal. Como la harina al pan.

Por último... democracia. Para quitar cuanto antes a quienes no lo hacen bien. Aunque... -paradoja- a veces quienes peor lo hacen y quienes más carencia de honestidad tienen... más repiten. Paradoja... aparente, claro. Porque todo tiene explicación. La buena política democrática exige de la participación ciudadana. Sin ella todo es manipulación.