domingo, 26 de agosto de 2007




LAS CALORIAS


Dicen los cánones al uso que estoy gorda


En cualquier revista, mejor dicho en todas las revistas dedicadas a la mujer, te dicen exactamente lo que tienes que pesar. Es una tabla en la que figuran tres elementos. Edad, sexo y altura. Te buscas, te encuentras, sigues arrastrando el dedo hasta lo que tienes que pesar, o sea lo que te toca, con arreglo a unos cánones establecidos de antemano... y zas. Estás gorda. Estás muy gorda

Yo ya me lo temía. Tengo un espejo de cuerpo entero en el vestíbulo de mi casa, otro espejo en el ascensor, así que ya entras en tu casa con la sospecha de que estás gorda.

Los espejos de casa, en los que solamente me veo de medio cuerpo, te avisan, pero no te atacan tan furibundamente como los de cuerpo entero.

Tengo un peso de baño. Lo compré pensando que sería mi amigo, mi aliado. Es de esos que te hablan y te dicen:"Hoy has perdido treinta gramos".
Reñimos. Hace tiempo que me convencí que alguien o algo que te da un berrinche cada día, no vale la pena hablarle. Se está oxidando por falta de uso.

Después de la tabla a la que he aludido, hay en las revistas, una serie de consejos, de recetas, de fórmulas magistrales para meterte en el redil de los cánones de la moda actual

Me gusta hacer las cosas con muchísimo conocimiento. No pienso hacer locajerias con mi salud, porque mi salud está dentro de mi cuerpo. Gordo y todo, no tengo más que este y hay que cuidarlo.

Este tema de la obesidad está muy de moda. Que si la salud, que si la calidad de vida, que si la movilidad, que si la estética...

Yo, por la única cosa que me voy a poner a régimen es porque estoy gorda. Sin más.

Me he informado muy requetebién. Me sé las tablas calóricas y los consumos de energía como el padrenuestro. El metabolismo basal, los esteroles y los glúcidos no hay que tocarles, Estos son sagrados.

Si os fijáis detenidamente todo es una cuestión matemática

Si un plato de lentejas te aporta 326 calorías y te vas a la estación en bicicleta (2, 03 Km., desde mi casa) gastas 346. Por lo tanto te quedan 20 a tu favor.

Quiere decir que ya has perdido peso. 20 no sé qué. Pero has perdido.

Como yo soy muy galga... (Aclaro: Golosa. Que me gusta golosinear. Que no es el femenino del galgo que corre en las carreras) Por esto tengo que tener cuidado con los azúcares
.
Yo cosas con lípidos o con esteroles o aminoácidos no compro nunca,

Se dice que el cerebro consume mucha azúcar, así que si lo tienes bien alimentado, con glúcidos, que son las tortas de manteca o los tocinos de cielo, estás más astuta, más despejada. Que piensas con más claridad.

Esto, digan lo que digan los hombres de ciencia, no es verdad. Yo me como un cardenal (un pastel llamado así) y sigo pensando tonterías.

Limpio el cuarto de baño (320 calorías) Hago mi cama (0,38 calorías) plancho durante 35 minutos y después de hacer la cuenta me como un plátano y me llevo tres. Aún así salgo ganando en la cuenta. Bueno. No gano, Pierdo.

No sé si adelgazaré. Puede que sí porque me lo he tomado muy en serio.

Yo antes, salía a andar por puro placer. Hoy en día, con mi podómetro ajustado en la cintura, mejor dicho, lo que queda de cintura, mido mis pasos y me digo: 4,8 Km. me dan derecho a comerme un tomate con un poco de sal.
La escalera, que podría contarla como gasto de energía no la cuento porque subo en el ascensor

Hay una pregunta que me rumia en los momentos en que tengo más hambre: ¿Sabe el cuerpo humano sumar y restar? ¿Se conoce las tablas de las calorías?. Anda que si no se las sabe, estamos apañados.

Adjunto una fotografía de este mismo verano, antes de empezar el régimen, pasando por el parque con mi perrita Betty

4 comentarios:

Nerim dijo...

Dicen los entendidos que la inteligencia también piensa, así que no estás gorda, eres inteligentisima.
Un beso
Nerim

Nerim dijo...

Me he equivocado, dicen los entendidos que la inteligencia también pesa, asi que no estás gorda, eres inteligentisima.
Asi si es.
Otro beso
Nerim

nereida dijo...

Digo yo... ¿Es que nos medidos en kilos como las vacas...?
me encantan mis michelines, y los tuyos. Nunca me peso, ya se encargan los demás de decirme si he engordado, si tengo mala o buena cara...etc. Entonces es cuando me pongo en la pesa para confirmar, y siempre aciertan las muy "puñeteras"
Un abrazo

benito_reyes_vega dijo...

Jajaja... está bien eso de no contar la escalera.

Genial, Ysabel.